Heroicidad. Llevamos días hablando de la heroicidad de los trabajadores y las trabajadoras del sector sanitario, y es cierto. Y como cualquier héroe o heroína, deben estar ahí para todos y para todas. Su poder es sanar, curar, salvar. Y ese poder no puede limitarse para unos cuantos.

La sanidad es un derecho del que todo ciudadano debe disponer. Por eso, la sanidad debe ser pública y que los ceros en la cuenta bancaria no definan las posibilidades de sobrevivir. Hay que garantizar una sanidad pública de calidad, con recursos suficientes y empleados/as que puedan ejercer su vocación dignamente.

La sanidad pública es uno de los pilares básicos de una sociedad justa. No se puede privatizar. No se puede recortar. Que nuestra memoria no olvide jamás quiénes la desvalijaron, porque muchos de ellos se ocultan hoy tras el aplauso.

Ahora y siempre, sanidad pública para todos y todas.
Defendámosla. ✊❤
.
.
Estefanía Ruiz.

198